La Caspa y sus Causas

0 comentarios

¿Estás cansada de esas escamas blancas antiestéticas que se depositan en tu ropa? ¿No sabes cómo eliminar esos pequeños copos que se desprenden de tu cuero cabelludo y dan aspecto de suciedad? Todas hemos pasado o estamos pasando por esto, ya sea por reacción a un producto que nos afectó o por alguna alteración hormonal.

Lo primero que deberás conocer es cuál es el origen de la caspa para poder tratarla de forma adecuada, de manera que puedas terminar con ellas y lucir un cabello sano y sin impurezas.

En este artículo estaremos hablando de que es la caspa y sus causas.

¡Toma nota de cada una de ellas así podrás combatirlas o evitarlas! 

¿Que es la caspa? 

La caspa son células muertas de la piel del cuero cabelludo que se ven como escamas y se instalan en el cabello. Es una condición muy común y a veces, difícil de tratar. 

La caspa comienza a desarrollarse en la pubertad y empeora, alzando su máxima expresión, sobre los 20 años. La incidencia de este problema se va reduciendo en las personas conforme más edad tienen, el motivo es que su aparición está ligada a la actividad hormonal. 

La caspa aparece cuando se produce un acortamiento del proceso de renovación celular debido a la existencia de la piel muerta de la cabeza, actividad que se intensifica en invierno, por lo que es más habitual detectar escamas blancas entre el cabello o sobre los hombros en ciertas épocas. 

Lo normal es que las células se reemplazan cada 21 días o una vez al mes. La caspa se produce cuando se este proceso se acorta y en vez de 21 días, las células se reemplazan en 7 y 10 días. 

La caspa ocasiona una situación molesta desde el punto de vista estético para quien la padece, mas no es indicador de falta de higiene y tampoco es contagiosa. 

Esta puede aparecer también en pestañas, cejas, axilas o ingles. En algunos casos, la caspa también se asocia a enrojecimiento de las partes afectadas con picazón y aparición de costras. Se puede producir por la producción excesiva de grasa de la piel o por un hongo. 

Tipos de caspa

Hay dos tipos de caspa, según Clara Ferrer Cabeceran, vocal de Dermofarmacia del Colegio Oficial de Farmacéuticos (COF) de Girona: 

  • La Caspa seca: Está es la más frecuente y la que se relaciona con el proceso natural de la renovación de las células. Normalmente aparece antes de la pubertad y se caracteriza por escamas finas y blancas (algunas también grises) que están alrededor del cuero cabelludo. Se ven como polvo blanco y se desprenden fácilmente tras un cepillado o de forma natural. Esta también se identifica con un cabello seco, sin brillo y áspero. 
  • La caspa seborreica o grasa: Está por otro lado aparece en la adolescencia cuando hay mayor producción sebácea del cuerpo. El pelo se caracteriza por estar brillante y lubricado. La caspa se presenta en forma de escamas gruesas de color amarillo y son más adherentes, por lo que es más difícil retirarlas que con un simple cepillado. 

Causas de la caspa

Las causas de la caspa pueden ser muy variadas, a pesar de que el motivo exacto es desconocido. Ricardo Serra López-Mantecio, vocal de Dermofarmacia del COF de Albacete, afirma que la causa más común es el hongo denominado Pytirosporum Ovale, que se encuentra de forma natural en la piel. Cuando la caspa se desarrolla, altera los microorganismos naturales de la dermis, ocasionando una irritación del cuero cabelludo.

Los factores internos que pueden ocasionar este problema son fundamentales los desequilibrios hormonales, por eso aparece de forma más habitual en adolescentes. El estrés, la ansiedad y la tensión nerviosa también es un motivo para la aparición de la caspa. 

La caspa también se puede producir por la psoriasis, esto es la sudoración abundante o el exceso de grasa en el pelo. Un incorrecto cepillado, si se hace de forma brusca, puede convertirse en el origen de este problema. Si es frecuente el uso de productos poco apropiados, que daña el pH del cuero cabelludo (como tintes o lacas) la dermis del cabello puede verse afectada generando caspa. En general, la caspa es más común en hombres y mujeres de hasta 30 años y se reduce progresivamente en la adultez. 

¿Cómo prevenir la aparición de Caspa? 

Si previenes la aparición de la caspa estarás previniendo también otros problemas del cuero cabelludo y además tu pelo estará más cuidado, grandes mejor salud y su apariencia lucirá mucho mejor. 

  1. Utiliza un Shampoo a base de productos naturales. Te recomendamos nuestro Shampoo limpiador anticaída de menta y romero, estos dos ingredientes previenen la caída del pelo y fortalecen la hebra a con nuestra fórmula a base de extractos de romero, menta y procapil. 
  2. Lava el pelo con agua tibia y finaliza el aclarado con agua fría. Esto hará que la circulación se active y se cierren los potros del cuero cabelludo, retrasando la aparición de caspa. 
  3. Evita el uso de lacas, cera para el cabello o gel fijador. Si es muy necesario utilizarlo en cierta ocasión, hazlo, pero no abuses demasiado de este tipo de productos, ya que estos dañan el pH del cuero cabelludo y la dermis del cabello puede verse afectada generando caspa. 
  4. Cepilla el cabello a menudo. De esta forma lograrás que el hongo que provoca la aparición de caspa se quede en tu cabeza y actividad la circulación de tu cuero cabelludo.
  5. Lleva una vida saludable. Cuida tu alimentación y dedica algo de tiempo a practicar ejercicio, esto ayudará a liberar el estrés que acumulamos durante el día y que puede ser uno de los motivos de la aparición de caspa. 

¿Cuándo consultar un médico? 

En la mayoría de los casos de caspa no es necesario recibir atención médica. Sin embargo, si los champús para la caspa de venta libre no son útiles o si el cuero cabelludo se enrojece o se inflama. Consulta con tu médico o con un médico que se especialice en afecciones de la piel (dermatólogo). Puedes tener dermatitis seborreica u otra afección que se asemeje a la caspa. 

Conclusión

La caspa tiene solución. Nosotros mismos hemos visto a mucha gente superarla. Recuerda que esto se debe a distintos factores y lo primero es identificar lo que causa la tuya.

 Ese es el primer paso a la solución.

También recuerda: puedes potenciar tu belleza interior mientras solucionas este problema. Eres bella y lo sabes. ¡No te desanimes!

Dejar un comentario

Todos los comentarios del blog son revisados antes de su publicación
¡Te has suscripto satisfactoriamente! | You have successfully subscribed!